El poder de las palabras.

por | Ago 19, 2021 | 0 Comentarios

¿Sabías que las palabras con las que nos expresamos son órdenes para nuestro cerebro? Son programas, engramas en nuestro cerebro.

Seguro que has escuchado alguna vez en tu casa la frase «panza llena corazón contento»,

Esta frase es una sentencia, ya que pareciera que cuando comemos algo rico eso nos genera felicidad, de modo que cuando tu corazón no esté contento, porque no te vaya bien en los negocios, no te vaya bien en la vida, en tu relación de pareja…

¿Qué va a hacer tu cerebro? va a buscar en sus archivos como hacerte feliz, y va a encontrar esa sentencia lingüística que traducida es: llena tu barriga para tener contento a tu corazón. ¿Qué más hará tu cerebro? Te generará hambre y vas a comer.

Este es solo un ejemplo de los miles de engramas que podemos tener y que están boicoteando nuestras metas y resultados.

Así decimos que las palabras son órdenes para tu cerebro. Hay una creencia equivocada y absurda  de creer que las palabras que mencionas no tienen ningún efecto en tu vida. ¡Que error!.

Aquí se genera un doble error:

1- Pensar que lo que decimos no tiene efecto alguno en nuestras vidas.

2. Pensar que lo que nos dicen no nos va a afectar.

En PNL a estos archivos, engramas producto de la lingüística se le llama Proyectos, programas inconscientes.

Así tenemos una mujer que viene a la consulta y nos dice que come por ansiedad, cuando tras buscar los programas insconscientes que trae desde la infancia resulta que trae el programa «panza llena corazón contento» de modo que cada vez que pelea con el marido ataca la bolsa de pan.

Otro ejemplo aún más grave es el de la persona que llega y te dice, mi abuelo murió de cancer, mi mamá murió de cancer, yo moriré de cancer, y si, es cierto, porque desde niño le han dicho que el cancer es normal en su familia, y esa persona lleva un proyecto inconsciente: morir de cancer.

En PNL decimos que son verdaderos códigos de programación mental, ya que las personas no tienen capacidad para corregir esos programas inconscientes y viven en ellos, viven con las palabras que les han dicho u oído.

En definitiva, te programas con las palabras con las que te expresas, de hecho hay gente que te dice:

¿Quieres cambiar tu vida para siempre? Cuando te levantes en la mañana agradece, «gracias Dios porque estoy vivo, gracias porque amanecí…»

Sin embargo cuanta gente lo hace a la inversa. Se levanta de la cama y en diálogo interno se dice, no tengo dinero, me llegan los pagos, no levanto el proyecto que traigo entre manos…

Para que te hagas una idea de la importancia que tiene la forma en que te expresas en tu vida. Hicieron una investigación del tiempo que hablamos con nosotros mismos, ese diálogo interno que todos tenemos y llegaron a la conclusión que entre 10 a 14 horas diarias. Así vas en el coche y te vas hablando, llegas a casa y ahí sigues en tu diálogo contigo mismo, vas de camino al trabajo…

Sin embargo el problema ya no son las horas que hablas contigo mismo sino en lo que te dices y en como te expresas, ¿qué palabras utilizas? las que te enseñaron de niño:

«Tu no sabes, tu no puedes, eres tonto»… o queriéndote ayudar  – «no eres tonto, eres distraído».

¿Cuanta gente crees que en esas 10 a 14 horas se dice así mismo:

  • Yo no sirvo para nada.
  • Nada me sale bien.
  • Va a estar difícil.
  • La crisis…

PNL demostró que se pueden cambiar los patrones de lenguaje, fijate y observa que te dices a ti mismo.

Fíjate las frases que usamos en nuestro día a día:

  • Tengo el estómago hecho un nudo. Al poco tiempo empiezas a tener problemas estomacales.

En la familia que te dices, «no me valoran…»

En la pareja, «nunca va a cambiar, siempre será así»

Entonces tu puedes entrenarte a ti mismo para modificar esos patrones que tienes en el inconsciente.

¿Cómo? modificando tu lenguaje. Con el llamado Reencuadre de contexto:

Así si la persona dice, «soy pobre» le decimos, eres un futuro rico y ahora como vas a utilizar tus capacidades para ser rico. Ahí la persona empieza a pensar en sus capacidades y fijamos una meta. No se trata de negar la situación en la que te encuentras sino reacomodarla a través de un diálogo interno positivo.

Cuando la persona se dice soy un futuro rico, cambia su forma de ver las cosas.

Soy un fracasado, mi matrimonio fracasó, en lugar de ser un triste divorciado, soy una persona que ama la libertad.

¿Cómo vas a modificar tu diálogo interno?  Mediante la aplicación de específicas técnicas de PNL, iniciando por ejemplo con la técnica de Otorgando el perdón a quien o quienes te pusieron ese programa, para luego seguir con otras técnicas.

Así que pon atención a como hablas y a lo que te dices en silencio, no te pelees con lo que no te puedes pelear, reorientate a través de re-encuadre.

Suscríbete hoy y recibe Gratis la Guía para sintonizar con el éxito. Siete potentes ejercicios para empezar a entrenar tu mente para el éxito.

Gracias por compartir!!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TIENES EL POTENCIAL DE HACER COSAS INCREIBLES

Si, TÚ.

ENTRENA TU MENTE Y CUMPLE TUS SUEÑOS.

Si eres capaz de creer, eres capaz de vencer.

Recibe novedades y recursos online. Y descargate GRATIS la Guía de instrucciones para sintonizar con el éxito.

ENTRADAS RELACIONADAS

Pin It on Pinterest

Share This